La importancia de un trato personalizado

Nada más importante que elegir un peluquero de confianza, uno que te entienda...conozca tus complejos y tus gustos. En una intensa búsqueda, encontré a la peluquera perfecta y me puse a pensar, cómo es que uno los elige, ¿en qué nos basamos?

Comencé a observar y me fijé. Cuando viene una mamá, le pregunta qué tal están sus hijos, cuando viene una emprendedora, hablan de su trabajo y cómo hace para sobrellevarlo y cuando voy yo, hablamos de mis hermanos, mis perros , el gimnasio, las ganas de adelgazar y las lomiterías más ricas de la zona (creo que por eso nunca adelgazamos).

Entendí que eso es lo que complementa un servicio diferencial. Al tratar con clientes, trabajamos con seres humanos, con distintos gustos, distintos temas de conversación y distintos TRATOS.

Cuando respondemos a todos de la misma manera, con el mismo saludo todos los días y las mismas palabras mecanizadas, no estamos conectando, no estamos interactuando realmente y no ofrecemos ese servicio completo, uno que hace que nos elijan por sobre todas las opciones que tienen. Brindar un buen producto y empatizar con el cliente, están en el mismo lugar de importancia.

Los consumidores de hoy, ya no solo buscan productos de buena calidad y bajos precios, sino también que se les brinde una buena atención, que se les trate con amabilidad y se les haga sentir valorados e importantes.

Fidelizar clientes, es una de las prioridades de todas las compañías. Para conseguirlo debemos conectar emocionalmente con ellos. La atención personalizada al consumidor es uno de los elementos que puede ayudar a lograrlo.

Seamos comprensivos, escuchemos los problemas, investiguemos, hagamos observaciones, conozcamos a nuestro público y ofrezcamos un buen servicio profesional con ese trato diferencial que los hará sentir únicos y por sobre todo, los hará volver a nosotros.

Por: Tania Centurión / Imágenes: Project Casting / Cinema Clock / Cine Mundo

Categorías

Nube de etiquetas